Más de la mitad de las empresas madrileñas prevé una recesión en los próximos cinco años

La desaceleración económica, el descenso de las exportaciones y los mayores riesgos de deuda a futuro son tres de los factores que marcan el devenir de las empresas madrileñas en 2019. En ese sentido, el nuevo Informe Europeo de Pagos de Intrum apunta que el 51% de las empresas madrileñas encuestadas ve posible que se produzca una recesión en los próximos cinco años, porcentaje que se sitúa siete puntos por encima del promedio español (44%) y coloca a las empresas madrileñas entre las 3 regiones que actualmente tienen peores previsiones sobre la situación económica del país, por detrás de Galicia y Castilla y León, (52%). En el lado opuesto, las compañías más optimistas son las manchegas, donde apenas un 29% de los empresarios ve factible una recesión a corto plazo, seguidas de las andaluzas, vascas y catalanas, con un 38%.

Para afrontar esta incertidumbre, el 49% de las empresas de la Comunidad de Madrid opta, en primer lugar, por establecer un plan de reducción de costes, cifra once puntos superior a la media española (38%) que sitúa a Madrid entre las tres comunidades más partidarias de realizar recortes para hacer frente a una recesión, por detrás de las manchegas (84%) y murcianas (56%). Estos datos contrastan con el 23% de las compañías de País Vasco o el 26% de las de Castilla y León. No obstante, la bajada de costes no siempre va unida a un descenso de la contratación de nuevos empleados. En la Comunidad de Madrid, sólo el 15% de las organizaciones planea reaccionar a la desaceleración económica con una caída del reclutamiento. Porcentaje similar es el que presentan el resto de las comunidades autónomas, excepto Andalucía que registra un 25%.

La precaución a la hora de endeudarse es una de las máximas que adoptan tres de cada diez organizaciones madrileñas (32%) para prevenir su negocio de la desaceleración económica, porcentaje similar al de la media nacional (30%). Sin embargo, para asegurar su futuro, las compañías madrileñas no solo eligen la prevención, sino que también aseguran el pago de sus clientes. Máxime cuando, en el último año, las pérdidas por impago han alcanzado el 1,9% de sus ingresos anuales, dos décimas más que la media española (1,7%). Estas cifras sitúan a las empresas madrileñas como las segundas con mayores pérdidas por impago, por detrás de Aragón (3%), pero superando a Cataluña (1,7%). En el extremo opuesto se encuentran las murcianas (0,7%) y las del País Vasco, Castilla y León y Galicia (1,3%).

En cuanto a las medidas para evitar pérdidas, las empresas madrileñas son las que más medidas toman para garantizar los pagos de sus clientes y así salvaguardar su negocio ante una posible crisis financiera. Un 32% de las encuestadas asevera optar por esta solución, a la que siguen las andaluzas (25%) y las aragonesas (21%). Todas ellas superan la media nacional, donde solo 2 de cada 10 empresas españolas toman la misma medida.

Por otro lado, en Madrid asciende al 22% el porcentaje de empresas que buscan ser competentes en un mercado debilitado incrementando sus ventas, en contraste con el 16% de las compañías españolas. De hecho, solo 10 de las 17 comunidades autónomas encuestadas hacen referencia a las ventas como solución para hacer prosperar su negocio ante una recesión, siendo las aragonesas (31%) y catalanas (27%) las más propensas a reaccionar a las dificultades intentando aumentar sus ventas, frente al 5% de las castellano y leonesas o el 8% de las manchegas.

A nivel internacional, según este informe, las empresas españolas se sitúan entre los cinco países más optimistas frente a la idea de una recesión, al mismo nivel que Francia. En el extremo opuesto se encuentra Grecia, donde el 93% de las organizaciones está preocupada por la recesión económica. En la misma línea se encuentran las empresas italianas (84%).

Comparte esta noticia
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email

Sin respuestas a "Más de la mitad de las empresas madrileñas prevé una recesión en los próximos cinco años"