Novedades fiscales para los Seguros en los Presupuestos Generales de 2021

  • Presupuestos Generales del Estado 2021

Los Presupuestos Generales del Estado para 2021, que esta semana han llegado al Congreso para iniciar su tramitación parlamentaria, incluyen importantes novedades en el tratamiento fiscal de los seguros, que tendrán un importante efecto negativo en el ahorro de las familias y en el sector asegurador.

Las principales novedades fiscales son:

  1. Subida del 6 al 8% en el tipo de gravamen del Impuesto sobre las Primas de Seguro. El Gobierno espera recaudar con esta subida 455 millones de euros en 2021 y 52 en 2022, un 25% más que hasta ahora.
  2. Rebaja de los límites de aportación a los sistemas de previsión individuales de 8.000 a 2.000 euros. Esta modificación afectará negativamente a los más de 7,5 millones de partícipes en planes de pensiones y a casi 1 millón de asegurados en planes de previsión asegurados (PPA).

Castigo al Seguro

El aumento de la tributación en el Impuesto sobre las tasas de Seguro va a impactar directamente a las familias y empresas.

En la actualidad, el 95% de las familias españolas tiene algún tipo de póliza contratada, principalmente de automóvil (79%), hogar (74%) y decesos (45%), según la Encuesta de Presupuestos Familiares. Igualmente, las empresas tienen contratados diversos seguros para su actividad económica, como los de responsabilidad civil, o robo y daños a sus instalaciones.

La patronal del seguro, UNESPA, a través de un comunicado, ha expresado su rechazo a la medida por los siguientes motivos:

  • “Se trata de un recargo externo a la prima del seguro”.
  • El Impuesto de Primas de Seguro es regresivo desde un punto de vista social: perjudica a las personas y a las empresas que, a través del seguro y con un criterio de responsabilidad, aseguran su vida diaria, su patrimonio y sus actividades empresariales y profesionales frente a los posibles daños que puedan causar a terceros.
  • Medida desproporcionada y carente de justificación.

Aumento del riesgo

Como ha indicado UNESPA, “el encarecimiento de la fiscalidad del seguro puede derivar en una disminución de las protecciones que contratan familias y empresas y, por consiguiente, en una mayor exposición al riesgo por parte del conjunto de la sociedad y la economía del país”.

En definitiva, una medida nociva para el sector asegurador, que representa un 5% del PIB, da empleo directo a más de 50.000 trabajadores y con el que colaboran más de 565.000 profesionales.

Comparte esta noticia
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email

Sin respuestas a "Novedades fiscales para los Seguros en los Presupuestos Generales de 2021"